Imprimir en ABS

El ABS (acrilonitrilo butadieno estireno) pertenece a la familia de los termopásticos y es uno de los materiales más populares en la impresión 3D. Es empleado, tanto por las impresoras personales, como profesionales.

Este material tiene su punto de fusión entre los 200 y 250 ºC, puede soportar temperaturas relativamente bajas (hasta -20 ºC) y elevadas (80 ºC). Al igual que el PLA, se imprime mediante la tecnología de filamento fundido, pero a diferencia de éste, el ABS requiere de una bandeja de impresión térmica (entre 90 y 105 ºC) y no es biodegradable. Resiste bien a los golpes gracias a la estructura elastómera de polibutadieno.

El ABS ya es muy corriente en la composición de los objetos que nos rodean: electrodomésticos, ordenadores, juguetes… Los célebres bloques de Lego se fabrican principalmente con este material.